El TAU Castelló aplasta al Huesca en su estreno liguero

Los castellonenses firman un partido espectacular en el que destacó Eric Stutz, con una anotación de 25 putos

Redacción. Castelló

El TAU Castelló confirmó las buenas sensaciones ofrecidas en pretemporada en el estreno de su séptima campaña en LEB Oro ante elLevitec Huesca La Magia, sumando un claro y contundente triunfo. Fue una victoria muy tranquila para los de Toni Ten, que dominaron en el juego y en el marcador con autoridad durante todo el choque. Siempre es importante ganar el primer partido del calendario para coger moral y el combinado anfitrión no falló.

Si el conjunto de La Plana nos tenía acostumbrados últimamente a inicios fríos, en esta ocasión fue todo lo contrario, con una racha espectacular de acierto sin fallo con tres triples consecutivos y otras dos canastas que pusieron un impresionante 13-4 en el luminoso en poco más de 3 minutos. El cuadro oscense pidió tiempo muerto, pero la pausa no hizo mella en los locales, guiados por un Edu Durán que las metía de todos los colores. Por si esta fuera poco, la defensa castellonense mostraba un excelente nivel, destacando la labor de Edwards y Bilbao en las ayudas.

Era demasiado bonito para los castellonenses, y se despertaron del sueño con la lesión del pelirrojo escolta madrileño, que se retiró cojeando sensiblemente. A pesar de este contratiempo, la buena noticia fue que la maquinaria seguía funcionando, tanto por dentro como por fuera, con una espectacular serie de 5 de 6 en triples con la que finalizó el primer periodo, el cual concluyó con un parcial de 25-10.

Con las cosas que tiene esto del baloncesto, el siguiente periodo empezó de manera opuesta, ya que el TAU Castelló falló los primeros 4 triples que intentó. Como no entraban desde fuera, los de casa buscaron puntos cerca del aro, bien posteando o con penetraciones, y dio buenos frutos, ya que la renta castellonense se mantenía en torno a la decena de puntos aunque el ritmo anotador del combinado anfitrión ya no era deslumbrante como en los compases iniciales.

A medida que pasaban los minutos, el cuadro aragonés se iba entonando y asentando sobre la pista. Encontró su mejor baza en quizás el jugador más inesperado: Aday Mara. Este chico con una carta de presentación que cuesta creer (solo 16 años y 2,18 m de altura), había sido convocado para este choque a última hora, pero se comportó como la gran estrella del equipo. Al descanso, era el máximo anotador del encuentro con 8 puntos (igualado con Edu Durán), pero destacaba especialmente su capacidad de intimidación, ya que puso un tapón e hizo rectificar varios tiros de los castellonenses. Solo cuando este joven se sentó para tomar un respiro, el local Stutz halló buenas opciones para incrementar su cuenta anotadora y asegurar la delantera en el marcador para los suyos al descanso (42-35).

En la reanudación, continuó la racha deStutz, que se despachó con 10 puntos seguidos, varios de ellos rematados con espectaculares mates. El ritmo del choque había subido, con transiciones más rápidas y ataques más directos, y allí el estadounidense desplegó sus mejores armas (12 puntos solo en el tercer periodo). Sin embargo, el equipo aragonés no se desarmaba y no permitía que la brecha aumentase, aunque tampoco se acercaba. Así pues, la decoración era buena para los de Toni Ten, los minutos pasaban, su defensa estaba a buen nivel y su ventaja estaba en torno a los 10 puntos. Por el contrario, el mayor contratiempo eran los triples, que no querían entrar.

En la entrada del último cuarto, parecía que el Levitec Huesca se acercaba en el marcador y que iba a hacer sufrir a su rival, pero sendos triples de Stutz y Hermanson devolvieron bastante tranquilidad (63-51, minuto 32). Los oscenses pidieron tiempo muerto, pero no sirvió de mucho, ya que un nuevo arreón de los anfitriones parecía dejar el partido visto para sentencia (69-51 a 6:30 del final), destacando el dato que Stutz ya sumaba 25 puntos, con 29 de valoración. A la fiesta también se había sumado Hermanson, que afinó su puntería en los triples. A partir de entonces no hubo nada especialmente relevante, salvo lamentar una nueva lesión del recuperado Joan Faner.

Imagen: Pascual Cándido

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.